Tratamientos para verrugas plantares

Las verrugas comunes y plantares a menudo desaparecen sin tratamiento. Pero, si le molestan, puede tratarlas de varias maneras. Incluso si el tratamiento tiene éxito, la verruga puede reaparecer.
  • Ácido salicílico
    Los medicamentos con receta para las verrugas a base de ácido salicílico actúan eliminando las capas de la piel poco a poco. Los estudios demuestran que el ácido salicílico es más eficaz cuando se combina con crioterapia.

  • Crioterapia
    El tratamiento por congelación que se administra en la consulta médica consiste en aplicar nitrógeno líquido a la verruga. Esto provoca la formación de una ampolla debajo y alrededor de la verruga. Después, el tejido muerto se desprende al cabo de una semana, más o menos. Este método también estimula al sistema inmunitario para que combata al virus. Puede que sea necesario realizar más de una aplicación.

     

  • Ácido bicloroacético o tricloroacético
    Si el ácido salicílico o la congelación no funcionan, el médico podría intentarlo con ácido bicloroacético o tricloroacético. En este método, el médico primero rebaja la superficie de la verruga y luego aplica el ácido mediante un bastoncillo de madera. Se recomienda repetir el tratamiento una vez por semana, aproximadamente. Los efectos secundarios son ardor y escozor.

  • Láser
    Tratamiento mediante láser. El tratamiento con láser de colorante pulsado quema (cauteriza) los capilares sanguíneos. El tejido infectado podría llegar a morir y la verruga caería. Las pruebas que avalan la eficacia de este método son limitadas, y puede ser doloroso y causar cicatrices.

  • Cirugía
    La cirugía es una opción si fallan los tratamientos realizados en casa y en la consulta del médico. La cirugía para eliminar verrugas suele ser rápida y eficaz. No hay métodos quirúrgicos más eficaces que otros para quitar verrugas. El médico suele comenzar con el método que es menos probable que deje cicatrices. Los tratamientos quirúrgicos más frecuentes para las verrugas son:

    Electrocirugía y curetaje. La electrocirugía quema la verruga mediante una corriente eléctrica. El curetaje consiste en cortar la verruga con un bisturí o con una pequeña herramienta afilada en forma de cuchara (cureta). A menudo se utilizan ambos procedimientos de forma conjunta.

  • Cirugía láser
    La cirugía láser quema la verruga con un haz de luz intensa.